A partir del relevamiento pormenorizado del estado general de calles y baches, el municipio planificó las prioridades de intervención. Paralelamente se atienden los pedidos de los vecinos

En el marco del Plan de Renovación Urbana, la Municipalidad de la Ciudad de Mendoza anunció el comienzo un importante plan de bacheo buscando reparar arterias y cruces de calles para brindar una óptima transitabilidad urbana. Se realizó un relevamiento en toda la infraestructura vial de la Ciudad, que comprende más de 400 km de calles, a partir del cual se detectaron y geolocalizaron los baches en distintos puntos.

Son pequeñas y medianas intervenciones, tanto en calzada como en los cruces de las mismas, que se irán concretando de acuerdo a un cronograma de tareas según las necesidades actuales y los recursos disponibles en situación de pandemia. De esta manera, se llevan a cabo intervenciones en puntos determinados que generan un impacto positivo, como parte de las obras de acupuntura urbana y mantenimiento de los espacios.

El intendente de la Ciudad, Ulpiano Suarez se refirió a las características y beneficios de estos trabajos: “Se ha trabajado con un sistema de semáforos para identificar la prioridad en las intervenciones. Fundamentalmente se realizó una planificación para que las dos cuadrillas con las que cuenta el municipio con equipamiento y materiales, realicen un plan de trabajo para mejorar la infraestructura de la Ciudad y para que quienes la transitan puedan hacerlo sin inconvenientes. Se trata de un mejoramiento continuo. Hasta el momento se han relevado 500 pozos y hay que sumarle 100 intervenciones de Aysam que el municipio terminará de reparar. También es muy importante el aporte de los vecinos y vecinas que transitan en la Ciudad, que a través del Centro de Contacto Ciudadano o llamando al 147 puedan poner en conocimiento algún bache que sea necesario intervenir”.



Objetivo del Plan

Con el Plan de Bacheo 2020 se busca ampliar y optimizar las tareas diarias de bacheo y mejoramiento de las calles de la Ciudad. Además, se intenta mantener en condiciones el entramado de calles, teniendo en cuenta que en tiempos normales (actualmente hay una situación especial por COVID-19), ingresan a la ciudad, por los diferentes puntos de  acceso, cerca de 260.000 vehículos por día, lo que implica reforzar los trabajos de mantenimiento de arterias.

Diagnóstico y ejecución del plan

Desde Desarrollo Urbano del municipio se realiza de manera continua un relevamiento pormenorizado del estado general de calles y baches que se ordena y grafica mediante un sistema  de  “semáforo” que permite visualizar de forma georreferenciada, toda la red vial del municipio y planificar las prioridades de intervención de acuerdo a su escala, estado y ubicación.

De esta manera, se desarrolla por Sección, un cronograma de obras planificado desde Obras Públicas del municipio, a partir del cual se ejecutan las mejoras en las arterias. Es importante señalar que la comuna atiende los pedidos y requerimientos de los vecinos que se comunican a través del Centro de Contacto del municipio.

A partir de la planificación mencionada, el trabajo se ejecuta en distintas superficies, tanto en la renovación de hormigón, intertrabado o adoquín y asfalto, definiendo cuadrillas específicas para cada superficie de intervención.

Para su ejecución, el plan dota con mayor equipamiento, materiales específicos y mayores recursos humanos a las cuadrillas de trabajo. De esta manera, el trabajo diario se realiza pudiendo abordar mayor cantidad de intervenciones de forma más eficiente. Cabe destacar que los trabajadores de este sector del municipio cumplen sus tareas bajo estrictos protocolos sanitarios en prevención del COVID-19.

Asimismo, el municipio elevó a la Nación, en el marco del Programa “Argentina Hace”, tres proyectos donde se solicita aprobación y financiamiento para concretar trabajos. Uno de ellos contiene la ejecución de obras de saneamiento (cloacas y agua) en el barrio Flores Olivares. Otro de los proyecto es para la reparación de cruces y arterias y el tercero es para la reparación de veredas, ambos en sectores de la Cuarta Sección. La ejecución de estos proyectos está a resolución del gobierno nacional.

Algunos datos

Reparaciones por intervenciones de empresas de servicios: entre 100 m2 y 120 m2 mensuales. 

Reparación por mantenimiento de calzada: por desgaste natural o deterioro entre 30 y 40 roturas,  aproximadamente entre 80 m2 y 100 m2 mensuales.

Personal: para realizar los diferentes trabajos, se destina un encargado de sección bacheo y dos ayudantes.

Maquinarias y equipos: según el caso, se utiliza un camión Iveco Tector Atack para bacheo en frio, un camión Iveco Tector Attack con equipo de bacheo en caliente. Además una placa vibradora y vibro-compactador, martillo eléctrico y una aserradora de pavimento.

Materiales: anualmente se utilizan aproximadamente, 500 toneladas de bacheo en frío, 250 toneladas de bacheo en caliente, 80 m3 de hormigón elaborado y 400 m2 de pavimento articulado.



/" target="_blank">