La pareja de Oscar Mediavilla fue muy dura con su ahora “examiga”, y la acusó de haberla “traicionado”.

La pandemia provocó que los artistas busquen diferentes formas de poder hacer sus habituales shows sin la necesidad de convocar gente en teatros. Y gracias a la tecnología, miles de personas pueden acceder a sus artistas favoritos desde la comodidad de sus casas.

Ahora, la cuarentena también abrió un nuevo frente de batalla entre Patricia Sosa y Valeria Lynch.

No se sabe bien por qué ambas cantantes dejaron atrás el vínculo de amistad que las unía: uno de los rumores indica que Lynch quiso impedir que Karina La Princesita sea parte de “Las elegidas”, el recital que varias cantantes llevaron adelante en el Teatro Colón en el 2013 y que eso le cayó mal a Sosa.

Por otro lado, se dice que en el cumpleaños número 80 de Raúl Lavié, allá por el 2017, las dos fueron parte de la lista de invitados, pero no se hablaron. En aquella oportunidad, Lynch había sacado un disco y había manifestado que nadie la había llamado para felicitarla, ni siquiera su colega. “Éramos amigas, pero ya no”, había dicho.

La respuesta de Sosa no tardó en llegar y fue muy dura con su ex amiga: “Me cayó muy mal que Valeria hablara así, en pasado. Yo voy a hablar así también: pensé que éramos amigas. Me molesta que haga todo público, hay cosas que se hacen en privado. Sinceramente no sé lo que está mal, pero evidentemente tiene un problema”.

En ese sentido, la pareja de Oscar Mediavilla fue muy dura con Valeria: “Me pone mal por la traición fea de quien supuestamente es tu amiga y que no le importa nada. Estoy hablando de Valeria. Yo me puse muy mal cuando me puse a ver su streaming y se le frustró. Al otro día me mandó un mensaje diciendo que fue un lío, horrible, pero que lo tuvo que reprogramar para el día en que estaba yo a la misma hora porque la ticketera le había ofrecido esa fecha y no la podía cambiar. Yo me quedé helada, no lo podía creer”.

Según contó Sosa, Mediavilla llamó a la ticketera y le dejaron bien en claro que ellos no habían sido los responsables, sino que había sido Lynch la que eligió la fecha y “que no se quería mover de ahí”: “La verdad es que yo llamé a Valeria y le dije ‘me perjudicás mucho, sabés que la última semana de streaming es la más fuerte de venta’. Yo me vine de Córdoba y me vine con una banda entera porque tengo 15 personas a mi cargo que hace cinco meses que no trabajan y se necesita recaudar para que todas estas personas puedan recibir algo”.