Ese mail que tanto esperaban desde River, llegó: la Fiorentina aceleró gestiones este jueves y, bien temprano, envió una propuesta formal para comprar a Lucas Martínez Quarta. Una oferta millonaria por la totalidad del pase del zaguero y muy superior a la acercada en el primer contacto entre partes.

Según pudo averiguar Olé, la propuesta membretada que la Fiorentina le envió directamente a River fue de alrededor de € 12.000.000 -a pagarse en dos cuotas equitativas- por el 100% de los derechos económicos de Martínez Quarta, de los cuales el club posee el 85% (el 15% restante es propiedad de Kimberley de Mar del Plata). A su vez, la propuesta incluye un contrato de cinco años para el futbolista y un beneficio extra para Núñez: una plusvalía ante una futura venta cuyos porcentajes no trascendieron.

El contacto esta vez no se dio a través del representante del jugador -Gustavo Goñi- sino que fue entre instituciones, lo que de algún modo demuestra la intención firme de los italianos de quedarse con el zaguero de 24 años. Desde Florencia, de hecho, decidieron incrementar en un 50% los montos que habían acercado verbalmente en el primer sondeo formal, a través del cual intentó contratar al Chino a través de un préstamo con cargo alto (€ 1.000.000) más una obligación de compra de otros € 7.000.000.

Esta nueva proposición económica está un poco más alineada con lo que el club pretendía por el jugador. El martes a última hora se celebró una reunión entre Goñi y Rodolfo D’Onofrio en la cual se analizaron las distintas posturas que podía llegar a tomar River frente a un nuevo contacto desde Italia. Algo que se conversó es la posibilidad de vender la totalidad de la ficha y no sólo el 50%, como había intentado infructuosamente Celta de Vigo. El club español ofreció 5,5 millones de euros por la mitad del pase de Martínez Quarta, pero la dirigencia argentina desestimó la cifra puesto que, entre otras cosas, no tenía garantizada la venta del otro 50%.

Fiorentina, en ese sentido, viene por la ficha completa mostrándose abierto a desembolsar un monto equivalente a un poco más de la mitad de la cláusula de rescisión del defensor, fijada en € 22.000.000, en pos de ocupar una plaza que podría quedar vacante si concreta la venta de un ex River, Germán Pezzella (lo pretenden Milan y Valencia). En Italia, al mismo tiempo, también saben que antes del lunes, cuando cierre el mercado del Calcio, podrían recibir hasta 50 millones de euros por Federico Chiesa, pretendido por Juventus. Ese dinero brindaría liquidez para poder afrontar una inversión por un defensor de proyección y que hasta cuenta con pasaporte comunitario.

“Tenemos que hacer valer a nuestros futbolistas. Martínez Quarta es uno de los mejores centrales del fútbol argentino, con nivel de Selección, y considero que está para pegar el salto cuando alguien valore su calidad”, había marcado el terreno Marcelo Gallardo este miércoles, al referirse al potencial éxodo de su zaguero. “Espero que River entienda que no se puede someter a las urgencias y a los que puedan querer aprovecharse de equipos con una posibilidad así”.

El entrenador, así, reclamó la mejor cotización. Aunque entiende al mismo tiempo cuál es la posición del defensor. Incluso el deté expuso públicamente su postura. Sabe que el fútbol argentino no ofrece la competitividad de otros campeonatos -ni siquiera hay fecha de regreso a la actividad-, lo que perjudica a aquellos jugadores que aspiran a tener una oportunidad en la Selección (entre ellos, MQ). Y al mismo tiempo nuestra liga tampoco goza de la misma robustez económica que las europeas: allí se paga en moneda extranjera, mientras que en la Argentina se abona en pesos y con un valor del dólar desfasado del flotante. Ante un escenario semejante resulta imposible para Gallardo negarse a un éxodo.

River analizará la propuesta de Fiorentina entendiendo que el monto, a su vez, podría ayudarle a resolver algunos rojos. Y que, dilatada la venta de Juan Fernando Quintero al fútbol de China -el mercado ya cerró y el volante se quedaría sin jugar hasta 2021; se esperaba que dejara u$s 10.000.000 netos- de aceptarse la propuesta italiana la salida de Martínez Quarta aseguraría una inyección para las arcas. Si convencen las formas de pago, ¿ciao, Chino?