La propuesta fue presentada por el propio presidente Provisional del Senado Juan Carlos Jaliff, en razón de la importancia económica que ha adquirido esa actividad en los últimos tiempos

A mediados de julio de este año, la Legislatura de Mendoza brindó su aval para que la Provincia cuente con un Consejo Económico, Social y Ambiental, órgano colegiado de carácter consultivo, no vinculante, de los Poderes Ejecutivo y Legislativo y de participación para el debate, diseño, planificación e implementación de políticas públicas.

Durante su tratamiento, el autor de la propuesta explicó que lo único que hace este proyecto es incluir al sector ganadero dentro del Consejo Económico ya que hubo una omisión.

Por su parte, el senador Samuel Barcudi añadió que le gustaría tomar conocimiento de la información de las actividades de este Consejo. Por lo expuesto fue que Jaliff se comprometió a realizar las gestiones pertinentes.

Luego, el proyecto se sometió a votación por lo que fue aprobado por unanimidad. Pasó a la Cámara de Diputados en revisión.

La propuesta que presentó el Poder Ejecutivo, tiene como objetivos constituir un canal de participación de los agentes sociales y económicos en la planificación y formulación de la política socio-económica y ambiental de la Provincia de Mendoza, como así también actuar como órgano de comunicación y articulación con el Gobierno provincial y proponer iniciativas para fomentar el desarrollo en esta materia.

En la propuesta original no se había incorporado al sector Ganadero para que integrara el Consejo, por lo que el senador Juan Carlos Jaliff propuso que se incluyera, modificando así el inciso 6, del artículo 6 de la ley 9240.

De esta manera, el inciso 6.6 dirá lo siguiente: “Organizaciones Empresariales representativas de los sectores de la Industria, del Comercio, de la Agricultura, de la Ganadería, del Turismo, del Desarrollo Tecnológico, de la Construcción, del Hidrocarburífero y del Minero: nueve (9) representantes, uno por cada sector enunciado”.