La mujer fue asesinada y arrojada a un pozo de más de 80 metros de profundidad. Por el femicidio está detenido José Moreira Leyes, que trabajaba en el mismo lugar que la víctima.

El femicidio de Dora Hidalgo, la mujer que fue asesinada y arrojada a un pozo de 80 metros de profundidad en un salón de eventos de Maipú, sigue sumando capítulos estremecedores.

Según se conoció, la mujer habría sido asesinada con un hacha que la Policía ya está peritando para obtener ADN. También se están analizando los teléfonos del involucrado y de la víctima.

Por el crimen está detenido e imputado José Daniel Moreira Leyes, de 37 años, que también trabajaba en el predio donde se produjo el crimen.  

Dora había sido vista por última vez el 31 de agosto. Casi una semana después, el sábado, su cuerpo fue encontrado en un pozo a más de 80 metros de profundidad. En el lugar funciona el salón Luna India, propiedad del presidente de Godoy Cruz, José “Pepe” Mansur.

Si bien aún no se confirmó, Hidalgo y Moreira habrían tenido una discusión por motivos laborales (ambos trabajaban en el lugar), lo que habría desencadenado el terrible final.