Aún se investiga cuál fue el causante de la explosión. Afirman que los hospitales de la capital del Líbano están “llenos de heridos”. No descartan que el número de víctimas sea aún mayor.

Al menos 73 personas murieron y otras 3.700 resultaron heridas tras una explosión de grandes proporciones que se produjo el martes en el puerto de Beirut por causas aún bajo investigación, informó a la agencia Efe una fuente del Ministerio de Salud.

Un portavoz del Ministerio de Salud que pidió el anonimato conformó telefónicamente la cifra de muertos y de heridos, que han dejado los hospitales de la capital libanesa llenos de lesionados.

Más temprano, el titular de Salud, Hamad Hassan, aseguró que hasta ese momento eran 27 las víctimas, pero adelantó que se trataban de “estimaciones preliminares”.

TE PUEDE INTERESAR TAMBIÉN: Videos y fotos de la explosión en los depósitos del puerto de Beirut

“Es una catástrofe en todos los sentidos”, lamentó al ser interrogado por la televisión cuando visitaba un hospital de la capital. “Los hospitales de la capital están todos llenos de heridos”, subrayó, antes de pedir que se trasladen a otros heridos a los centros hospitalarios de las afueras de la capital.

Vídeos difundidos en las redes sociales mostraron una primera explosión seguida de otra que provocó una gigantesca columna de humo. Las deflagraciones hicieron temblar edificios vecinos y provocaron la rotura de vidrios a varios kilómetros a la redonda.

El presidente Michel Aoun convocó una “reunión urgente” del Consejo Superior de Defensa y el primer ministro decretó un día de luto nacional para este miércoles.

“Es una catástrofe dentro (del puerto). Hay cadáveres en el piso. Ambulancias se llevan los cuerpos”, dijo a la AFP un soldado en las cercanías del puerto.

Los medios locales difundieron imágenes de personas atrapadas en los escombros, algunas cubiertas de sangre. Dos horas después de la explosión, las llamas seguían vivas en la zona. Un helicóptero cargaba agua del mar para apagar los incendios.