Inversores que tienen en el país más de u$s5.000 millones en bonos con legislación Nueva York habrían aceptado la oferta del Gobierno vigente para realizar un canje en el marco de la reestructuración de la deuda.

Ese monto representa el 100% de las tenencias que, a comienzos de abril, registró el Palacio de Hacienda de parte de los tenedores locales de esos títulos.

Fuentes del mercado consignan que incluso la cifra final que será revelada en las próximas horas podría arrojar un nivel marginalmente superior a esa marca, ya que habrían existido inversores que compraron bonos ley Nueva York en el exterior y eventualmente los trajeron a la Argentina, donde los registraron.

Si bien el canje total de la deuda (tramo ley Nueva York) es por un monto superior a los u$s60.000 millones, la señal de acompañamiento a la oferta registrada por el ministro de Economía Martín Guzmán sería netamente positiva. Esa señal provino no sólo de inversores minoristas, sino también de fondos comunes de inversión, bancos y compañías financieras y de seguros.

Por otra parte, fuentes oficiales confirmaron que hoy se extenderá el plazo para la negociación de la deuda con bonistas hasta el 28 de agosto. Esa fue siempre la fecha definitiva, pero que por cuestiones legales debieron acortar ese plazo al 4 de agosto.

Con muchos de los acuerdos sin cerrar, los negociadores del Gobierno estiman que sería necesaria una última ronda de conversaciones.

A eso se agregaba otro detalle relevante: en el mensaje del ministro Guzmán a los acreedores, se sostuvo que la oferta registrada era la última, que no iba a tenerse otra enmienda, por ende la apuesta del Gobierno es llegar al 4 de septiembre con los nuevos títulos registrados en la SEC, y para eso el 28-A es el límite.

Fuente Ámbito

TE PUEDE INTERESAR.